EL CIRCUITO MUNDIAL VOLVERÁ A TENER 11 TORNEOS

Las imágenes de lo que fue el Seven de Londres, octava escala del circuito mundial, empiezan a transformarse en recuerdos, […]

Las imágenes de lo que fue el Seven de Londres, octava escala del circuito mundial, empiezan a transformarse en recuerdos, aunque todavía con absoluta vigencia. Pero la realidad es que es tiempo de una pausa para Los Pumas 7’s, después del noveno puesto conseguido en el certamen que se llevó a cabo en Twickenham. Tras estar una semana en la cima del ranking mundial, el seleccionado argentino quedó en el tercer escalón, con 118 puntos, detrás de Sudáfrica (124 unidades) y Australia (118). Como no todos los equipos tuvieron asistencia perfecta a los torneos, se resolvió que esta temporada se utilizarán las siete mejores actuaciones de cada nación para confeccionar el ranking definitivo de la campaña 2021/2. La última función del WRSS será en Los Ángeles, 27 y 28 de agosto, pero luego vendrá el gran desafío: la Copa del Mundo de Sudáfrica (9 al 11 de septiembre).

Los Pumas 7’s ya conocen a sus rivales de la Zona A de Los Ángeles, que serán Australia, España y Japón, pero la otra novedad importante es que fue definido el calendario 2023 y se volverá a un esquema cargado de competencias. El Rugby World Sevens Series 2023 será el más grande de la historia, con once torneos (el máximo posible) y con una recompensa más que interesante: los cuatro mejores del año obtendrán la clasificación (tanto en varones como en el cuadro femenino) para los Juegos Olímpicos de París 2024.

El circuito mundial se creó en 2000 y solamente en 2002 se organizaron 11 etapas; el registro más amplio de los últimos tiempos fueron 10 torneos, en las campañas 2016, 2017, 2018 y 2019. En aquel calendario de 2002, en el que Nueva Zelanda se consagró campeón, el WRSS pasó por Santiago de Chile, Mar del Plata, Brisbane, Wellington, Beijing, Hong Kong, Singapur, Malasia, Durban, Londres y Cardiff. Y en este regreso a la estructura de 11 torneos, Hong Kong será sede dos veces, mientras que en Francia se seguirá jugando en Toulouse. Además de los compromisos del circuito, el plantel argentino tendrá el año próximo otras dos competencias relevantes: el Sudamericano y los Juegos Panamericanos de Chile.

Los once certámenes que conformarán el WRSS 2023 serán:

4, 5 y 6 de noviembre de 2022                      Seven de Hong Kong

2 y 3 de dicimbre de 2022                             Seven de Dubai

9, 10 y 11 de diciembre de 2022                   Seven de Ciudad del Cabo

21 y 22 de enero de 2023                             Seven de Hamilton (NZ)

27 y, 28 y 29 de enero de 2023                     Seven de Sydney

25 y 26 de febrero de 2023                           Seven de Los Ángeles

3, 4 y 5 de marzo de 2023                             Seven de Vancouver

31 de marzo, 1º y 2 de abril de 2023            Seven de Hong Kong

8 y 9 de abril de 2023                                    Seven de Singapur

12, 13 y 14 de mayo de 2023                        Seven de Toulouse

20 y 21 de mayo de 2023                              Seven de Londres

Como se mencionó, el plantel de Los Pumas 7’s tendrá un descanso, retomará los entrenamientos en las Academias el martes 21 de junio, y el domingo 26 de junio quedará concentrado ya para encarar la parte final del calendario, que es el Seven de Los Ángeles y el Mundial de la especialidad.

El anuncio de World Rugby de la ampliación del circuito es una muestra de que el Seven está en constante crecimiento, especialmente luego de lo significó el impacto de los Juegos Olímpicos de Tokio. Y este paréntesis en el calendario bien sirve para hacer un análisis de lo sucedido recientemente en Londres, y el head coach argentino, Santiago Gómez Cora, desarrolló el siguiente repaso: “Siempre es muy positivo competir, y llegamos a Londres en condición de favoritos, como Nº 1 del ranking, con las manos bastante llenas, y eso a veces complica el funcionamiento del equipo. Los rivales nos tienen bien estudiados, nos analizan a fondo, todos te quieren ganar y es la primera vez que vivimos una situación así. Todo el tiempo hablamos con el plantel de la curva de aprendizaje; ahora ya sabemos cómo es esto, sabemos cómo tenemos que prepararnos si volvemos a estar en una situación así. Esta experiencia nos sirvió para ver otro carácter del equipo, porque fue la primera vez que muchos chicos no se clasificaron para el cuadro por el Oro, y no están acostumbrados a que puede haber un tropezón y hay que volver a construir sobre eso. La mitad del grupo no había atravesado una realidad así, y esto fue un aprendizaje en ese sentido.

“Después, con respecto al juego -agregó-, nos fuimos con una linda sensación, porque el juego apareció en el segundo día de competencia. En la segunda jornada ganamos los tres partidos de manera muy sólida, y eso nos da mucha tranquilidad para lo que viene. Ahora tenemos un descanso de un par de semanas y después volvemos a trabajar, a construir y a tratar de cerrar el circuito de la mejor manera en Los Ángeles, para después ir a buscar el Mundial de Sudáfrica en esa misma sintonía. El otro punto positivo que rescato es que terminamos el torneo sin lesiones, y pudimos ver el muy buen nivel con el que volvió Tute (Matías Osadczuk). Todo eso nos llena de esperanza para lo que se viene, no sólo en este año, sino también para un 2023 largo y con muchos desafíos; el circuito se hará once torneos y también tenemos el Sudamericano y los Juegos Panamericanos. Por eso, seguiremos dando todo lo mejor para crecer en cada oportunidad”, expresó el técnico de Los Pumas 7’s.

31.05.2022